Los niños japoneses aprenden alrededor  de 1000 de Kanji  (Los kanji son uno de los tres sistemas de escritura japoneses junto con los silabarios Hiragana y Katakana) durante 6 años que permanecen la primaria. No es una tarea fácil, ya que no solo escribir Kanji sino también el significado, el orden de trazos y las diferentes lecturas.

Hay muchísimo  libros coloridos dibujos atractivos para los niños y con frases de práctica para aprender Kanji, pero este es genial, se llama: Ejercicios de kanji del excremento humano.

Tiene más de mil frases pero todo contienen la palabra “unko”(excremento humano) como “Corte un excremento en dos con el Katana”, “Encontré un excremento en el arrozal”

Desde su lanzamiento en esta primavera ya se han vendido cerca de 300mil ejemplares en Japón.

Qué bromista son japoneses, ¿verdad?