Una amiga japonesa que vive en Suecia, en un lugar precioso pero muy llano donde todos los caminos son rectos y desaparecen en el horizonte, me contó que a veces se sentía como un gusano de seda en una caja. La entiendo perfectamente, creo que cada persona tiene un gusto geográfico dependiendo de donde nació. Japón es un país montañoso, esté donde esté, siempre se puede contemplar la montaña. Para nosotros estar rodeado de la montaña es algo muy natural. Por suerte, desde el balcón de mi casa puedo apreciar el monte de la península de Morrazo a través de la Ría de Vigo.

En Kyoto hay un monte llamado “Atago” que es muy adorado por la gente del noreste de Kyoto. Es el monte más alto de la cordillera que rodea la ciudad (924m).

En la cima de este monte está el Santuario de Atago que  está dedicado a火之夜芸速男神 Hinoyagihayaonokami, Dios del fuego. ¿Lo recordáis? Es el último dios que nació de Izanami. Ahora este dios de fuego es conocido como la protección contra los incendios.

La gente va a rezar a este santuario subiendo por una cuesta pronunciada de la montaña y compran una tira de papel para luego colocarlo en la cocina como un talismán contra el fuego.

La montaña está abierta durante todo el año. Si quieres visitar este templo  os recomiendo ir la noche del día 31 de julio, ya que este día, el dios otorga beneficios a los visitantes 1000 veces más que una visita del resto de días.  Se llama “Sennichi mairi” (mil días de visitas). Mucha gente viene de todo el Japón. Entre ellos se ven padres llevando su bebé a las espaldas ya que hay una creencia de que los niños que visitan el santuario antes de cumplir los 3 años podrían recibir protección vitalicia contra los incendios.

Pero no os creáis que el camino es fácil: 4 km y tardaréis más o menos 5 horas de ida y vuelta. Esa noche se enciende la luz por el camino. Saludaréis a los que os crucéis usando el dialecto de Kyoto: Onoboriyasu (Suban bien y tengan cuidado) o Okudariyasu (Bajen bien y tengan cuidado). También hay rituales sintoísmos. El ambiente es muy animado.

Atago Jinja

Bajad en la estación “Arashiyama” de línea Keihuku, subid en autobús del número 62 o 72 , bajad la parada de “kiyotaki basutei”