¿La serpiente es buena o mala? -Leyenda japonesa 20

Susanoo, que expulsado del cielo, llego a Torikami, que está la parte superior del rió Hinokawa del país de Izumo. Paseando por la orilla del río vio que los palillos venían flotando, Susanoo pensó que allí vivía gente y fue a buscarla. Entonces se encontró con una...

El fin de uno es el comienzo de otro-Leyenda japonesa 19

Susanoo, que había sido expulsado del cielo, se dirigió a la región de Izumo. En el camino se encontró a la diosa del alimento Oogetuhime大宜都比売. Susanoo, hambriento, le pidió. “Oye, ya que eres la diosa del alimento, podías darme algo de comer, no?”   “No hay problema,...

La risa os hará libre-Leyenda japonesa 18

Diosa del baile, Amenouzumenomikoto天宇受売命, se entregó tanto al baile que quedó fuera de sí, se quitó la ropa y  mostró los genitales. Los ochos millones de dioses estallaron de risa. Al oír la carcajada de los dioses, la diosa del sol, Amaterasu abrió un poco la puerta...

¿Cómo solucionamos las cosas?-Leyenda japonesa 17

La diosa del sol, Amaterasu se entristeció mucho al oír la noticia, se encerró en una cueva. Esto trae graves consecuencias, el mundo se envolvió en la oscuridad, trayendo consigo la confusión y el caos. Frente a la desgracias ocho millones de dioses se reunieron para...

¿Todo está permitido?-Leyenda japonesa 16

La travesura de Susanoo Susano estaba muy contento ya que había demostrado su inocencia a su hermana, tanto que había olvidado completamente su principal objetivo; visitar a su madre que está en el país de la muerte. Se quedó en el país de su hermana y se dedicaba a...

El poder de las palabras-Leyenda japonesa 14

Susanoo se explica a su hermana. “¿Conjurar  contra mi propia hermana? Nunca pensé en rebelarme contra vosotras. Sólo quería despedirme de ti, antes de ir a ver a nuestra madre.” Pero Amaterasu, que no podía creer en sus palabras, le dijo. “¿Pero cómo puedo saber que...

Dale tiempo al tiempo-Leyenda japonesa 12

Tengo que tener mucho ánimo para llamar a mi madre que está en Japón, porque desde que me rompí la cadera siempre me cuenta la misma historia. -Hija, es increíble que hayas salido tan rápido del hospital, pues mis amigas que se rompieron la pierna...